El poder de las mujeres: un impulso para el cambio

¡Descubre el increíble poder de la mujer en una charla TEDx! No puedo esperar para compartir contigo todo lo que aprendí y cómo aplicarlo en nuestra vida diaria.

Hace poco vi una charla TEDx muy interesante titulada “El poder de la cartera” impartida por Adriana Álvarez. En esta charla, Adriana habló sobre cómo las mujeres están tomando cada vez más decisiones de compra a nivel mundial y cómo esto está impactando en la economía y en el mercado. Me pareció fascinante descubrir que las mujeres estamos tomando el 80% de las decisiones de compra en todo el mundo. Esto significa que no solo decidimos qué ropa comprar o qué alimentos llevar a casa, sino también aspectos como dónde vivir, qué servicios médicos utilizar e incluso dónde cortarnos el pelo.

Además, Adriana mencionó que las mujeres ya no son solo un nicho de mercado, sino una audiencia importante. Somos más de la mitad de la población y manejamos una gran cantidad del gasto mundial. Esto se debe a varios factores, como el hecho de que muchas mujeres lideran hogares y toman todas las decisiones en ellos. También hay cada vez más mujeres que deciden no casarse o que se divorcian, lo cual implica que en algún momento de sus vidas tomarán todas las decisiones económicas.

Otro factor importante es el aumento en la educación femenina. Cada vez más mujeres están obteniendo títulos universitarios y participando activamente en el mundo laboral. Esto ha llevado a un cambio en la dinámica familiar, donde las familias con seis o más hijos ya no son comunes y muchas veces ambos padres trabajan y tienen ingresos propios.

La importancia del dinero femenino

Adriana explicó cómo el dinero que las mujeres tienen lo gastamos en alimentos, educación y salud, mientras que los hombres tienden a gastarlo en entretenimiento y alcohol. También mencionó la diferencia en la expectativa de vida entre hombres y mujeres, ya que las mujeres tienden a cuidarse más y ser más saludables, lo cual nos lleva a vivir en promedio seis años más que los hombres.

Leer también:  Elimina tabús y promueve la educación sexual inclusiva: Claves de éxito

Todo esto tiene un impacto directo en nuestras decisiones de compra. Adriana habló sobre el concepto de “economía femenina” o “lipstick económico”, donde las mujeres están empezando a comprar no solo productos tradicionalmente femeninos, sino también productos considerados masculinos. Por ejemplo, muchas pymes lideradas por mujeres no tienen acceso al crédito bancario y muchas veces se ven obligadas a buscar alternativas para financiar sus negocios.

Consejos para llegar al mercado femenino

Adriana compartió algunos consejos muy útiles para las empresas que desean llegar al mercado femenino. En primer lugar, es importante reconocer que no todas las mujeres son iguales y no compran de la misma manera. No se trata solo de tener dinero, sino también del momento de vida en el que nos encontramos. Una mujer soltera sin hijos comprará cosas diferentes a una mujer divorciada con hijos.

Otro consejo importante es evitar estereotipos de género al diseñar productos o estrategias de marketing. Las mujeres no queremos tarjetas rosadas ni productos diferenciados solo porque somos mujeres. Queremos productos que valoren nuestra esencia y nos hagan sentir valoradas como personas inteligentes, fuertes y capaces.

Además, Adriana destacó la importancia del servicio al cliente a la hora de vender a las mujeres. Si nos tratan bien y nos hacen sentir valoradas, no solo haremos una compra, sino que también recomendaremos el producto o servicio a otras personas. Las mujeres hablamos entre nosotras y el boca a boca puede ser muy poderoso.

Por último, Adriana mencionó que las mujeres valoramos mucho los productos que nos ayudan a ahorrar tiempo. Tenemos múltiples responsabilidades y cualquier cosa que facilite nuestras tareas diarias será preferida sobre otras opciones.

Leer también:  Allanando el camino de las científicas en América Latina

La charla de Adriana Álvarez sobre “El poder de la cartera” me hizo reflexionar sobre el papel cada vez más importante que tienen las mujeres en la economía y en el mercado. No somos solo un nicho de mercado, sino una audiencia influyente y poderosa. Tomamos decisiones de compra que impactan en nuestra vida diaria, en nuestras familias y en la economía global.

Es vital para las empresas entender el valor que tenemos como consumidoras y aprender cómo llegar a nosotras como mercado objetivo. No se trata solo de vender productos o servicios, sino de crear una conexión emocional con las mujeres, valorando nuestra esencia y reconociendo nuestra inteligencia, fuerza y capacidad.

Como mujer, me siento inspirada por esta charla para seguir tomando decisiones conscientes e informadas al momento de comprar. También me motiva a apoyar aquellas marcas y empresas que realmente entienden mi valor como mujer consumidora.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.