Fútbol y Responsabilidad Social: El poder del deporte

Este autor curioso y amigable ha invertido horas de su tiempo en ver charlas TED para traerte lo más destacado en un artículo. En esta ocasión, ha visto una charla sobre los 3 pasos para crecer y compartir tu pasión, impartida por Pepe, un apasionado defensor de la inclusión social y laboral de personas con discapacidad. Pepe cree firmemente en la simplicidad como clave para el éxito

¡Hola! Hoy quiero compartir contigo algo que vi en un video de una charla Tedx realmente interesante. Se titula “Fútbol y responsabilidad social” y fue presentada por José de Jesús Sánchez Pineda. Aunque no soy experto en fútbol ni en responsabilidad social, me pareció una charla muy inspiradora y llena de enseñanzas valiosas.

El poder del fútbol

¿Sabías que el fútbol es el deporte más seguido y practicado en el mundo? ¡Increíble, verdad? Durante la Copa del Mundo 2018, aproximadamente 3.5 miles de millones de personas sintonizaron los partidos. Eso significa que la mitad de la población mundial estaba conectada a través del fútbol.

Pero, ¿qué pasaría si todos nosotros nos involucráramos activamente en temas de responsabilidad social? Imagínate si la mitad del mundo estuviera comprometida con causas como el calentamiento global, la trata de personas, el trabajo infantil o la discriminación. Los cambios positivos serían enormes.

Sociedad civil: el verdadero agente del cambio

José nos invita a reflexionar sobre un punto importante: las empresas no son las que contratan a personas con discapacidad o se involucran en causas sociales. Somos nosotros, como sociedad civil, quienes debemos tomar acción y hacer las cosas realidad.

Leer también:  La realidad superando a la ficción: Descubre los avances de la 4ta Revolución Industrial

En su institución, han logrado vincular a más de 500 personas con discapacidad en empleos dentro de más de 100 empresas alrededor del país. Y lo más importante es que él puede poner nombre y apellido a cada una de las personas que han hecho esto posible.

El ejemplo está claro: cuando una empresa inclusiva cambia de dueño, la nueva persona al mando puede decidir si continúa con esa filosofía o no. Por eso, es nuestra responsabilidad como individuos hacer las cosas suceder y dejar de culpar a otros por la falta de acción.

No estás obligado, pero tu participación suma

Es importante recordar que no estamos obligados a participar en causas sociales o contribuir con ellas. Sin embargo, José nos recuerda que debemos evitar difundir información falsa o chismes sobre aquellas organizaciones que sí están haciendo un cambio positivo.

Hace referencia a una dinámica llamada “redondeo” en tiendas de conveniencia donde se invita a los clientes a redondear el total de su compra para donarlo a una institución benéfica. Aclara el rumor falso de que estas empresas se benefician fiscalmente al recibir recibos deducibles de impuestos por parte de las organizaciones beneficiadas.

Enfatiza la importancia de no difundir chismes sin fundamentos porque eso solo genera daño y desconfianza en aquellos que están interesados en hacer algo bueno por los demás.

Hazlo fácil como el fútbol

Por último, José nos anima a involucrarnos en causas sociales haciéndolo fácil para nosotros mismos y para los demás. Compara esta idea con el fútbol, cuyas reglas son simples: ganar el partido metiendo más goles que el equipo contrario, no usar las manos (excepto el portero), tener una portería y un balón.

Leer también:  Descubre el poder transformador del yoga en la rehabilitación

Si hacemos las cosas fáciles de entender y participar, más personas se sentirán motivadas a unirse a la causa. Debemos recordar que nadie se convierte en fanático del fútbol sin haber entendido primero cómo se juega. Lo mismo aplica para involucrarnos en temas de responsabilidad social.

La charla de José de Jesús Sánchez Pineda nos invita a encontrar nuestra causa, aquello que nos mueve y nos duele. Nos recuerda que somos nosotros como sociedad civil quienes debemos tomar acción y hacer las cosas suceder.

No estamos obligados a participar, pero si decidimos hacerlo, debemos evitar difundir información falsa o chismes destructivos. Y lo más importante, debemos hacerlo fácil para nosotros mismos y para los demás, al igual que el fútbol.

Mientras más fans tengamos en nuestras causas sociales, más acciones positivas podremos lograr juntos. Así como los equipos de fútbol compiten por la Copa del Mundo, cada día enfrentamos desafíos sociales que requieren nuestro compromiso constante.

Hagamos del mundo un lugar mejor sembrando semillas de esperanza en cada acción que tomemos. ¡Juntos podemos lograr grandes cambios!

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.