La Oscuridad en la Luz: Descubre el poder de la cooperación y la música

Ey, amigo! ¿Has visto alguna vez una charla de TED? Yo acabo de ver una que te va a encantar. El ponente es un sociólogo con una experiencia impresionante en cooperación internacional, pero eso no es lo mejor! También es músico, productor y promotor de derechos patrimoniales. Un todoterreno!

Además, tiene experiencia en la distribución digital de la música para canales tan fam

En resumen, la charla de Camilo Vega nos invita a reflexionar sobre la posibilidad de crear desde el desconocimiento. Nos muestra cómo los seres vivos del reino animal y vegetal crean basados en su instinto de supervivencia y superación. Sin embargo, los humanos también podemos crear desde el desconocimiento, tal como lo hicieron nuestros antepasados en la prehistoria.

El autor nos plantea que usualmente le damos más valor al conocimiento que al desconocimiento, infravalorando este último e indicándolo como un estado permanente: la ignorancia. Parece importarnos mucho acumular conocimientos para satisfacer nuestra necesidad de reconocimiento público o para alimentar nuestro ego. Pero ¿realmente más conocimiento es sinónimo de más inteligencia?

Camilo nos invita a cuestionar esta idea y a explorar las cuatro formas en las que podemos agrupar el campo del conocido y el desconocido: lo que sabemos que sabemos, lo que sabemos que aún desconocemos, lo que no sabemos que sí sabemos o podemos, y lo que no sabemos que no sabemos. Cada una de estas categorías ofrece oportunidades diferentes para la creatividad.

Para poder crear desde lo desconocido, el autor destaca dos aspectos clave: la curiosidad y la dedicación. Es mediante estos dos elementos combinados con el deseo de salir adelante y descubrir nuevas cosas, que podemos encontrar maneras de obtener ese conocimiento faltante.

Leer también:  Descubre la conexión entre Luis Buñuel y la animación

Camilo enfatiza la importancia del asombro en nuestras vidas y cómo este se va perdiendo con los años. Sin embargo, ver a su hijo descubrir el mundo todos los días le ha recordado la vitalidad que el asombro puede aportar. El autor nos invita a maravillarnos, entusiasmarnos y asombrarnos ante cada descubrimiento, ya que es un combustible vital para nuestra creatividad.

En el campo de la música, por ejemplo, podemos descubrir nuevas formas de afinar los instrumentos, nuevos procesos para componer y nuevas maneras de dividir las notas musicales. Todo esto nos permite expandir nuestras posibilidades creativas y encontrar nuevos objetivos para el arte.

En conclusión, todos tenemos la capacidad de crear a partir del desconocimiento y así evolucionar. No debemos temer al desconocimiento, sino verlo como una oportunidad entretenida para nutrir nuestros procesos creativos. La clave está en entregarse a la curiosidad y dedicación, permitiéndonos asombrarnos y descubrir todo aquello que no sabíamos que ignorábamos.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.