Potencia la creatividad mexicana: cómo el diseño crea cultura

Apasionado y emocionante, acabo de ver una charla TED que cambiará tu perspectiva sobre el diseño y su impacto en la cultura. ¿Quieres descubrir cómo nuestras elecciones de diseño determinan nuestro futuro? ¡No te lo pierdas, sigue leyendo!

Hola, buenas noches. Gracias a todos por venir y por escuchar lo que tengo que proponerles. Mi nombre es Renata Becerril y soy la directora ejecutiva del Festival Internacional Abierto Mexicano de Diseño. En esta charla, quiero hablarles sobre la apropiación afectiva del espacio público y cómo nosotros, como ciudadanos y creadores, podemos hacer cambios significativos para mejorar nuestro entorno.

Las utopías fatalistas

Comenzaré hablando sobre algunas utopías un tanto fatalistas pero realistas a la vez. Christopher Alexander, un arquitecto de la Universidad de Berkeley, menciona en su libro “Patria en Lenguas” que nuestra realidad física es mucho más deseable cuando está construida desde la sociedad misma, no solo desde las expectativas de los arquitectos o urbanistas. Es decir, cómo nosotros utilizamos el espacio puede darle nuevos valores y significados.

Otro pensador francés llamado Michel Foucault menciona en su libro “Of Other Spaces” que vivimos en una época donde el espacio se ha convertido en algo fundamental para nuestra sociedad. Pero también hay pensadores que vislumbran una catástrofe relacionada con el avance tecnológico y cómo nos estamos desconectando cada vez más del mundo físico debido al uso excesivo de las redes sociales.

Soluciones históricas

A lo largo de la historia, han surgido soluciones creativas para resignificar el espacio público. Un ejemplo icónico es la Torre Eiffel construida para una exposición universal en 1889. Esta estructura efímera se quedó como un símbolo de la ciudad y un espacio donde las personas pueden apropiarse y conectarse con el entorno.

Leer también:  El poder del arte y la música para unirnos - Descubre cómo Antonia, Martina y Juana nos fascinan con su talento

Otro ejemplo es la Gran Exposición de 1851 en Londres, donde se utilizó el cristal para crear un espacio donde se exhibía diseño. Esto generó cambios en la sociedad inglesa, que comenzó a disfrutar más del espacio público y a generar actividades culturales alrededor de él.

Soluciones contemporáneas

En la actualidad, encontramos soluciones propuestas por pensadores y críticos creativos. Richard Rogers, un arquitecto inglés, ha destacado la importancia de que los gobiernos generen políticas públicas que permitan mantener los espacios públicos como lugares significativos para la sociedad.

En México, tenemos el ejemplo del Festival Abierto Mexicano de Diseño, que busca acercar el diseño a la sociedad. Este festival se apropia tanto de recintos culturales como del espacio público en el centro histórico de la Ciudad de México. A través de instalaciones artísticas y proyectos creativos, se resignifican estos espacios y se generan conexiones entre las personas.

La apropiación afectiva del espacio público es fundamental para mejorar nuestro entorno físico y generar conexiones significativas entre las personas. Desde las disciplinas creativas podemos proponer ideas innovadoras que resignifiquen los espacios públicos y les den nuevos valores. Es responsabilidad nuestra como ciudadanos y creadores cambiar nuestras realidades desde adentro, sin esperar propuestas externas. Hagamos del mundo un lugar más habitable y feliz para todos.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.