Reimagination of Waste: Rethinking Trash & Social Inclusion

Después de ver la charla TED de Alejandra Reich sobre gestión de residuos y inclusión social en universidades, estoy emocionado por compartir lo que he aprendido. Sigue leyendo para descubrir cómo ser parte de la solución a la problemática socioambiental actual.

¡Hola! Hoy quiero compartir contigo una charla Tedx que acabo de ver y que me ha dejado totalmente impactado. Se trata de una presentación realizada por Alejandra Reich, quien nos cuenta su experiencia personal y cómo la basura transformó su vida. Es un relato inspirador que nos invita a reflexionar sobre nuestra relación con los desechos y el impacto que podemos tener en el medio ambiente.

El tren blanco: un ejemplo de supervivencia

Alejandra comienza su historia remontándose al año 2001, cuando Argentina atravesaba una crisis económica complicada. En ese momento, ella trabajaba en el microcentro de Buenos Aires y solía tomar el tren para trasladarse. Pero había algo peculiar en uno de esos trenes: era conocido como “el tren blanco” o “el tren cartonero”. Este tren no tenía puertas ni ventanas, estaba lleno de personas provenientes del conurbano profundo, quienes se dedicaban a recolectar materiales reciclables en los barrios pudientes del norte de la ciudad.

Alejandra describe cómo estas personas revolvían en la basura durante todo el día para encontrar materiales valiosos que luego vendían a los galponeros. Estas personas habían encontrado una forma de sobrevivir en medio de la crisis económica, reinventándose y organizándose entre sí.

Leer también:  Desafiando convenciones: La revolución financiera de un joven mexicano

La basura como oportunidad

Años más tarde, Alejandra consigue un trabajo en la Universidad de Buenos Aires y descubre las cooperativas de cartoneros. Se entera que estas cooperativas pueden llevarse materiales reciclables como tapitas, papeles, cartones, vidrios y plásticos. Esto le da la idea de entregarle a los cartoneros todo el material limpio y seco que se genera en su lugar de trabajo.

A través de las cooperativas, estos materiales son llevados a centros verdes donde se clasifican y venden a la industria del reciclaje. Alejandra destaca cómo estas cooperativas no solo cumplen un servicio de higiene urbana en Buenos Aires, sino que también están incorporadas en un sistema formal de trabajo gracias a una ley que ellas mismas consiguieron.

El programa UVA Verde

Inspirada por esta experiencia, Alejandra presenta un proyecto llamado “Programa UVA Verde” en la Universidad de Buenos Aires. El objetivo es promover la separación de residuos en origen y visibilizar el trabajo realizado por las cooperativas de cartoneros.

Para tener una idea clara del impacto que esto podría tener, Alejandra realiza un informe sobre los residuos generados por la universidad: 160 mil kilos por semana, siendo el 40% reciclable. Si toda la comunidad universitaria separara sus residuos correctamente, podrían evitarse 64 mil kilos semanales que terminarían en rellenos sanitarios.

Además del programa UVA Verde, Alejandra invita a las cooperativas a dar charlas en escuelas secundarias y facultades para compartir sus experiencias y conocimientos sobre los materiales reciclables.

Cambiar hábitos es posible

A pesar del desafío que implica cambiar hábitos arraigados, Alejandra cree firmemente en la posibilidad de lograrlo. Así como se implementaron rampas para personas con discapacidad y se prohibió fumar en espacios públicos, separar los residuos en origen es una tarea que puede ser alcanzada.

Leer también:  Marketing Sustentable: Un Futuro Sostenible en las 4Ps

Alejandra destaca que la universidad no solo educa en las aulas, sino también en los pasillos. Y al ser una institución sostenida por millones de personas, considera fundamental que todo lo realizado dentro de ella sea útil para quienes la sostienen.

La charla de Alejandra Reich nos muestra cómo la basura puede transformar vidas y cómo podemos tener un impacto positivo en el medio ambiente si tomamos conciencia y actuamos responsablemente. Separar los residuos en origen es una tarea complicada pero posible, y cada uno de nosotros tiene el poder de decidir qué hacer con ellos.

Recuerda: ¡la basura no existe! Es solo una percepción. Tú eliges qué hacer con ella.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.