Revolucionando el mundo: cómo enfrentar la crisis climática

¿Te preocupa el cambio climático? Descubre en esta charla TEDx cómo podemos actuar y revertir esta situación tan urgente. ¡No te lo pierdas!

¡Hola! Hoy quiero compartir contigo lo que aprendí de una fascinante charla TEDx que vi recientemente. El título de la charla es “El cambio climático: más que un problema científico”. La ponente, Matilde Rusticucci, es una científica especializada en ciencias meteorológicas y miembro de una organización de las Naciones Unidas encargada de elaborar informes sobre el estado del conocimiento del cambio climático.

La importancia de comunicar el problema

Matilde comienza su charla hablando sobre cómo siempre estuvo interesada en la ciencia y decidió dedicarse a las ciencias meteorológicas para investigar los fenómenos extremos relacionados con el clima. Sin embargo, se dio cuenta de que muchas veces el cambio climático no parece importarle a nadie, a pesar de los informes científicos publicados desde hace más de 30 años.

Una crítica que se hacen los científicos es si estarán comunicando mal el problema. A veces, cuando hablamos del cambio climático, puede resultar confuso para algunas personas. Por eso, Matilde sugiere utilizar el término “calentamiento global” ya que es más claro y directo. ¿Sabías cuánto ha aumentado la temperatura media global desde la era preindustrial? ¡Casi un grado! Puede parecer insignificante, pero los impactos son exponenciales.

Impactos exponenciales

Matilde explica cómo incluso medio grado más o menos puede marcar una gran diferencia en términos de impacto. Por ejemplo, si la temperatura aumentara un grado y medio, las olas de calor extremas afectarían a las primeras cuatro hileras de una población mundial. Sin embargo, si la temperatura aumentara dos grados, ¡afectaría a las primeras diez hileras!

Leer también:  Superando límites: Cómo lograr el éxito personal con Priscila Ontiveros

Las olas de calor no solo tienen un gran impacto en la salud y la mortalidad, sino que también afectan a la pérdida de biodiversidad y a los corales. Además, el aumento de temperatura tiene consecuencias negativas en el rendimiento de los cultivos y en la pesca.

La importancia del factor político

Uno de los aspectos más interesantes que Matilde menciona es cómo el cambio climático se ha convertido en un tema político. En una encuesta reciente realizada en Estados Unidos, se descubrió que aunque muchos ciudadanos reconocen haber sido impactados por el cambio climático personalmente o regionalmente, su percepción varía según su partido político.

Los republicanos tienden a negar que el hombre sea responsable del cambio climático, incluso si tienen conocimientos científicos al respecto. Por otro lado, los demócratas son más propensos a creer en la acción humana como causa principal del problema.

Certezas e incertidumbres

Otra crítica que se hacen los científicos es cómo comunicamos los resultados con cierto nivel de incertidumbre. Esto puede ser aprovechado por aquellos que niegan o minimizan el problema. Sin embargo, hay muchas certezas sobre lo que está ocurriendo y lo que vendrá si no actuamos.

Sabemos con certeza que la temperatura seguirá aumentando y que el nivel del mar continuará creciendo, lo que afectará a millones de personas que viven en zonas costeras bajas. También sabemos que los hielos se seguirán derritiendo, entre otros impactos.

Las soluciones están disponibles

A pesar de la gravedad del problema, Matilde nos recuerda que las soluciones están al alcance de nuestras manos. No necesitamos esperar un gran desarrollo tecnológico para actuar.

Leer también:  Desafiando tradiciones: Aprendizajes de un emprendedor valiente

La científica menciona tres áreas clave en las que debemos concentrarnos: reducir el uso del plástico, especialmente el de un solo uso; utilizar medios de transporte público con energías renovables; y regular la producción de bienes utilizando energías limpias.

Ejemplos positivos e inspiradores

Matilde destaca algunos ejemplos positivos en los que se ha logrado un cambio significativo. Uno de ellos es el Protocolo de Montreal, firmado por todos los países del mundo para dejar de fabricar clorofluorocarbonos y proteger así la capa de ozono.

También menciona casos como la lucha contra el sida o la reciente imagen del agujero negro, donde se logró un objetivo común gracias a la colaboración internacional.

Por último, Matilde habla sobre Greta Thunberg, una joven estudiante sueca cuya lucha contra el cambio climático ha inspirado a millones alrededor del mundo. Su persistencia y mensaje claro han llevado a más de un millón y medio estudiantes a participar en huelgas por el clima.

El cambio climático es un problema real y urgente que requiere de nuestra atención y acción. Aunque a veces parezca abrumador, debemos recordar que las soluciones están disponibles y que todos podemos contribuir desde nuestro lugar.

Como dice Matilde, cada acción cuenta, cada día cuenta, cada grado de temperatura cuenta. Tomemos conciencia de la importancia del cambio climático en nuestras vidas y trabajemos juntos para construir un futuro sostenible para todos.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.